Complicaciones luego de la cirugía cardiotorácica: ¿Qué fue lo que salió mal?

Resumen general

Por Robbin G. Cohen, MD, MMM

Artículo

Por más que asuste, ningún procedimiento quirúrgico está completamente libre de riesgos. Por eso es importante que usted y su familia sepan y entiendan que pueden surgir problemas luego de la cirugía. De esta forma, podrá decidir si los posibles beneficios de la operación pesan más que los posibles riesgos. Generalmente esta decisión es fácil.

Por ejemplo, una operación de cáncer de pulmón que ofrece una alta posibilidad de cura vale la pena en comparación con el pequeño riesgo de tener una complicación importante durante o después del procedimiento. En forma similar, a pesar de que la cirugía de corazón abierto puede ser preocupante, la excelente oportunidad de vivir una vida sana y larga supera ampliamente el riesgo de complicaciones graves, que ocurren en el 2%-5% de los casos.   

Una complicación quirúrgica se define ampliamente como cualquier cuestión problemática que ocurre durante o luego de la operación. A pesar de que los cirujanos en los hospitales están constantemente centrados en la seguridad del paciente,  a veces no se pueden prevenir las complicaciones. 

Las complicaciones pueden variar desde problemas menores que se tratan fácilmente hasta dilemas postoperatorios extremadamente graves y que incluso pueden amenazar la vida. A pesar de que son raras, las complicaciones graves que pueden suceder luego de la cirugía de corazón y de pulmón incluyen:

  • Muerte
  • Ataque al corazón o insuficiencia cardíaca
  • Fallo renal
  • Sangrado grave
  • Infecciones graves

Complicaciones menos graves son la dificultad para orinar, las irregularidades leves del ritmo cardíaco, o infecciones leves que se puede tratar fácilmente con antibióticos. Las complicaciones luego la cirugía pueden hacer que se prolongue su hospitalización, como así también extender el tiempo requerido para su recuperación completa. 

Cuando se enfrente con la posibilidad de la cirugía, su cirujano y quizás otros proveedores de servicios médicos le explicarán sus opciones de tratamiento, incluyendo que podría pasar si usted eligiera no hacerse la operación, los riesgos y los beneficios del procedimiento quirúrgico propuesto, y las recomendaciones del médico. Este proceso se conoce como «consentimiento informado».

Consentimiento informado sugiere una relación con su cirujano que indica que usted entiende cuáles son sus opciones, y que las ha elegido con el entendimiento de que las cosas no siempre podrían salir según lo planeado. No dude en hacer preguntas o en pedir explicaciones de manera que se sienta cómodo con sus decisiones.

Me gusta decirle a los pacientes que a pesar de que espero y generalmente tengo expectativas de un resultado excelente, pueden ocurrir complicaciones. Cuando esto sucede, es importante que el paciente y sus familiares puedan mirar hacia atrás y saber que entendieron que era posible que hubieran complicaciones, y que aún sientan que tomaron la mejor decisión.

Durante una visita preoperatoria, es imposible para su cirujano describir cada posible complicación. Es más, las investigaciones han mostrado que muchos pacientes no recuerdan o no entienden muchos de los detalles que se explicaron durante una visita preoperatoria con un cirujano. Esto se debe a que, con justa razón, están  nerviosos, y a que los aspectos técnicos de la cirugía no les resultan familiares. Es por ello que tenemos páginas educativas como http://www.ctsurgerypatients.org/es, como así también enfermeros y asistentes médicos para que le expliquen las cosas de nuevo o de otra forma.

La gran mayoría de las complicaciones quirúrgicas no ocurren debido a que su cirujano o su equipo quirúrgico hayan cometido un error o hayan hecho algo mal. Las complicaciones quirúrgicas pueden ocurrir luego de operaciones en las que todo fue según lo planeado, y que fueron realizadas a un nivel experto. Sus posibilidades de experimentar una complicación quirúrgica generalmente dependen de su condición cuando entra a la sala operaciones. Por ejemplo, el riesgo de complicaciones aumenta con:

  • La edad avanzada
  • Si la operación es de emergencia
  • Si usted tiene una condición médica crónica como diabetes, fallo renal, o enfermedad pulmonar 

Extensas investigaciones y la experiencia con millones de pacientes le permite hoy en día a los cirujanos del corazón predecir el riesgo de muchos tipos de complicaciones que ocurren luego de la cirugía de corazón. Estas predicciones son el resultado de un análisis estadístico muy complejo de la Base de Datos de la Sociedad de Cirujanos Torácicos (STS) que contiene más de 7 millones de registros de procedimientos.

El Calculador de riesgo de la STS le permite al usuario ingresar información sobre el paciente como el tipo de enfermedad del corazón, la edad, la función cardíaca, y otras condiciones médicas. Utilizando datos de la Base de Datos Nacional de la STS, el calculador entonces estima el riesgo de muerte o de complicaciones con su cirugía corazón. Es importante entender que el puntaje de riesgo de la STS es el resultado de complicados cálculos estadísticos que no son necesariamente exactos para todos los pacientes. No obstante, constituyen una estimación aproximada de su riesgo quirúrgico.

Cuando ocurre una complicación quirúrgica, es normal preguntarse ¿Por qué a mí? o ¿qué pasó?. Esto es especialmente importante si su problema no fue una de las complicaciones comunes mencionadas por su cirujano o su equipo antes de su operación. Asegúrese de hacer preguntas específicas sobre sus circunstancias, incluyendo los pasos del próximo tratamiento y las posibilidades de una recuperación completa.

Es importante saber que su cirujano y el equipo del cirujano están altamente entrenados para tratar la mayoría de las complicaciones tanto adentro como afuera de la sala operaciones. Podría llegar a suceder que se pida ayuda a consultores tales como especialistas de cuidados intensivos, del riñón, o de enfermedades infecciosas. La mayoría de las complicaciones quirúrgicas se pueden tratar exitosamente, lo que lleva a obtener excelentes resultados. 

Lea más sobre Antes, Durante y Después de la Cirugía.

 

Las opiniones expresadas en este artículo son las del autor y no reflejan necesariamente las opiniones de la Sociedad de Cirujanos Torácicos.